Glosario

Retail marketing: funcionamiento y consejos para pasar al digital marketing

Escrito el por Carlos Corral

Qué es el retail marketing, cómo funciona y consejos para su paso al digital

En palabras de Deloitte, los clientes están dejando atrás su pasividad, cada vez demandan más novedad, autenticidad, conveniencia y creatividad al momento de realizar una compra.
Si bien, la venta en línea ha tenido un gran auge debido a que cumple, en algunos casos, con estos objetivos, el sector retail debe esforzarse un poco más para no quedarse atrás.

 

Retail Marketing, ¿qué es y cómo funciona?

Es un hecho que con la llegada de la venta online los puntos de venta comenzaron a temer un poco y con justa razón. La era donde el consumidor necesita vivir la experiencia de compras de una manera más personalizada está aquí y en respuesta a ello el sector retail ha tenido que concentrar esfuerzos y pensar mejor sus acciones.

 

De manera sencilla, el retail se refiere a todos aquellos comercios que cuentan con puntos de venta físicos en los cuales el contacto con el cliente es directo. Los supermercados y las plazas comerciales son su principal exponente: locales comerciales que se dedican a vender distintos productos de manera masiva y directamente para el consumidor final.

Aquellas tiendas, ferreterías, zapaterías, jugueterías o comercios de ropa que no se encuentran en una plaza también forman parte del sector retail. Ahora bien, el marketing retail busca todo tipo de estrategias, tanto de corto como largo plazo para lograr la completa fidelización de los consumidores en dichos puntos de venta.

 

Un buen retailer siempre va a pugnar por ofrecer a sus clientes lealtad y referencias. Como hemos visto que sucede en el ámbito digital con las páginas web, uno de los objetivos más importantes en el sector retail es lograr no solo la venta, sino que el consumidor se encuentre a gusto dentro de la tienda para que acepte recomendarnos y volver en un futuro para realizar más compras.

 

El retail marketing: el marketing de los sentidos

Parte del retail marketing pugna porque el realizar una compra sea toda una experiencia para sus consumidores.

Seguramente habrás notado que cuando pasas afuera de una tienda hay algún olor característico que llama tu atención, y luego si visitas otra sucursal de la misma franquicia ahí está ese mismo olor. Es probable que en alguna tienda que vende ropa que te encanta haya una playlist buenísima que siempre te descubres cantando en algún momento, bueno, esta dos son estrategias del retail marketing.

 

El retail marketing busca generar sensaciones agradables y comodidad en los compradores a través de los distintos elementos dentro de las tiendas como son:

  • colores
  • olores
  • música
  • iluminación
  • ambientación
  • mobiliario
  • disposición de la tienda

Todo esto con el objetivo de que el lugar sea “visualmente” cómodo y así evitar que el cliente pueda sentirse agobiado; es decir, busca que se sienta cómodo para que compre. Esto depende del estilo de cada marca y del tipo de compradores a los que se busca llegar. Puede haber una tienda de ropa muy iluminada y con música pop ligera y otra pintada de negro, con muebles de madera natural y canciones de rock y las dos ser estrategias bien implementadas.

 

El retail en tiempos de e-commerce:

Si bien, comprar en una tienda física puede ser toda una experiencia, el sector retail se está enfrentando al quizá ha sido su competidor más fuerte en la historia: el e-commerce.

 

Sin embargo, gracias a varios negocios que aceptaron realizar no la transición, sino la combinación de digital y físico, el sector retail no pierde importancia. A pesar de esto, es claro cuando un comercio es enteramente digital y domina su terreno y a su audiencia, a cuando una empresa solo lo maneja como una opción de venta menor y no está muy seguro de cómo vender en línea de manera óptima. Si tu caso es el segundo, te tenemos lo siguiente:

 

Consejos en digital para el sector retail

1 Crea tu página web y personalízala. Aquí puedes desde mostrar imágenes de tu tienda física que la hagan atractiva al ojo del público y compartir tus ubicaciones, hasta plantearte un e-commerce que te permita tener una mayor presencia digital.

Piensa en las necesidades del cliente, en la experiencia que te gusta transmitirles en tu tienda y trata de plasmar lo mismo en su versión web. Recuerda que el user experience es de suma importancia para generar lealtad y conversiones. Respeta la identidad de tu marca y su look & feel.

 

2 Crea tu funnel de conversión y aplica retargeting. Como te hemos dicho en otros textos, rara vez un usuario cumple el objetivo final al entrar a una página. Ya te visitó, sabes que le interesas, entonces aplica estrategias de retargeting. Pídele sus datos, ofrecerle más información, envíale descuentos y descubre cuáles son los productos que más visita, ya que así será posible que lo convenzas de realizar la compra que tanto buscaba.

En este enlace podrás encontrar más información sobre el funnel de conversión.

 

3 Las redes sociales son un gran aliado, aprende a utilizarlas. Si bien, el objetivo principal puede ser llevar tráfico a tiendas, podemos usar las redes sociales como un primer vistazo de quiénes somos, qué ofrecemos y por qué la gente debe visitarnos, tanto en la tienda física como en el e-commerce.

 

No hay que limitarnos, hay una gran variedad de redes sociales que podemos utilizar y descubrir cuáles son aquellas que nos funcionan más. Una vez hecho esto una estrategia omnicanal ayudará a tus consumidores a no perderse de una a otra y a encontrar información valiosa en cada una de ellas.

Prueba con campañas orgánicas y genera contenido para compartir, todas estas estrategias rendirán frutos tarde o temprano.

 

4 Apuéstale a las campañas de anuncios para generar más ingresos. Redes sociales como Facebook te permiten llegar a audiencias más grandes y a segmentarlas a tu conveniencia según sus datos demográficos, sociales, económicos y demás. Con una investigación profunda puedes targetear a tu audiencia idónea y así obtener mejores números.

Realiza campañas que fomenten el engagement de tu marca, genera expectativa en la gente, vuélvete una necesidad y llévalas a tu tienda física. Utiliza frases inteligentes, muéstrales los beneficios de elegirte y se verá incrementado tu tráfico a tienda.

 

5 Las redes estás bien, pero también usa Google. Utilizando su apartado de compras podrás posicionarte de manera más sencilla orgánicamente, además aprovecharás el hecho de que ante cualquier duda la gente recurre a su buscador de confianza.

Si utilizas Google Shoping tus productos aparecerán en el top de la lista del buscador, incluso por encima de los anuncios pagados de Google Ads. Estos anuncios de productos tienen la ventaja de otorgar la información justa que el consumidor necesita y de ser muy prácticos, por lo cual podrías comenzar por colocar aquellos productos que sabes que tienen más éxito.

 

6 Súmale influencers a tu campaña para llegarle a tu audiencia. El contenido de valor es sumamente importante y con la ayuda de uno puedes crearlo sin problema. Investiga cómo es tu audiencia, cuáles son sus intereses y contacta con un influencer afín. Si un caso hipotético estás por sacar un nuevo producto, la presencia de un influencer podrá darle un gran empuje para posicionarlo y lograr ventas desde el inicio.

Si quieres saber más sobre el influencer marketing date una vuelta por nuestro artículo.